Crónicas de Esperantia

Coimentarios y opiniones independientes hasta que dejemos de serlo

La Catedral del mar

Estos días me estoy dedicando a leer. Había un par de libros que tenía pendientes y el sábado los compré y me he puesto ya manos a la obra. La Catedral del mar de Ildefonso Falcones era una de esas novelas que tenía pendientes y que sabía que me gustarían. Ayer empecé a leerla y desde las primeras páginas engancha. No voy a desvelar nada de la trama, pero con el título te puedes ya hacer una idea del contenido.

Al estar ambientada en Cataluña y más concretamente en Barcelona, me está recordando muchas cosas. Incluso aparecen algunos apellidos que me son muy familiares como los Joaniquet, uno de los de mi familia materna.

Muchos han querido comparar La Catedral del mar con Los Pilares de la tierra, pero creo que hay bastantes más ingredientes que las diferencian que los que las acercan.

Como siempre suele ocurrir en las novelas históricas, la lucha encarnizada entre clases está presente en la obra. El bien y el mal, el bondadoso frente al maligno, es una constante, no sólo en las novelas, sino en la propia vida.

Leyendo las páginas de estas novelas compruebas que, salvo algunos detalles, en pleno siglo XXI los poderosos siguen machacando a los más desfavorecidos.

Aún me queda más de un tercio del libro. En cuanto lo termine escribiré alguna pequeña reseña.

Si te estás preguntando por el otro libro que compré el sábado, se trata de El Fuego de Katherine Neville. Es la continuación de El Ocho, un libro que también me encantó.

Como te he dicho en alguna ocasión, a la hora de elegir lecturas, no me muevo por listas de éxitos o por críticas, voy por libre. Ya sé que los dos libros llevan bastante tiempo entre nosotros, pero ha sido ahora cuando ha llegado el momento de leerlos.

Quizás me estoy centrando últimamente demasiado en novelas históricas, pero en estos momentos es lo que me pide el cuerpo. Ya llegarán los tiempos en los que busque algo más elaborado.

La imagen de la portada de La Catedral del mar, la encontré en Jaesver.

Anuncios

febrero 9, 2010 - Posted by | Arte, Ildefonso Falcones, La Catedral del mar, Literatura, novela histórica

2 comentarios »

  1. Hola Fran:Me alegra saber que no soy de las últimas en gozar de este libro…. Me lo compré (despistadamente ) a la par con La mano de Fátima- justo un día después de su presentación en Córdoba y a dos días de haber pasado por ahí durante nuestras vacaciones. No he podido evitar pensar que antes del 2 va el 1… en fin, que ha sido una gratísima sorpresa, pues es verdad que te engancha como muy pocas veces me ha pasado. Me alegra haberme tropezado así tan torpemente con pedazo de libro.Curiosamente a mí también me suena un nombre en especial: Arnau, que aunque somos mexicanos, lo descubrí y me apropié de él, llamando así a mi hijo. Quién lo diría.Saludos compañero de lectura!

    Comentario por Berenice | marzo 8, 2010 | Responder

  2. “LA CATEDRAL DE LAS MENTIRAS” de Ildefonso Falcones, a este abogado catalán especializado en Derecho Civil tambien se le pulsa la fibra nacionalista y le lleva a extremos ridículos como formador de espíritu nacional aldeano y nos reescribe la memoria.

    Lo más sangrante de esta novela para los aragoneses no es lo que dice, sino lo que calla. En el libro se obvia la historia de Aragón, se catalaniza por completo a mala idea.

    Buena novela histórica, pero lamentable en términos de rigor histórico. Para el lector aragonés, mínimamente sensible con la historia de su país, la lectura de esta novela le lleva a la conclusión de que estamos ante la enésima prueba de la manipulación histórica a la que Aragón está siendo sometido por determinados círculos políticos y, lo que es peor, sociales y culturales, de Cataluña desde hace ya demasiados años.

    Se comprueba, una vez más, la necesidad ansiosa que parecen sentir diversos sectores catalanes por inventarse una historia de Cataluña a costa de la realidad de los hechos del pasado. Lo que ocurre es que esa invención de la historia debe hacerse necesariamente a costa de otros pueblos con los que en el pasado se compartió destino político, especialmente Aragón. Olvidan esos sectores que Aragón sigue existiendo y siguen existiendo aragoneses. Y, por muy pocos que seamos, no dejaremos de denunciar el intento de manipular la realidad histórica de Aragón y no dejaremos de defender nuestra dignidad personal y colectiva, el respeto a nuestros antepasados y de nuestro país y las obligaciones que tenemos con las generaciones futuras.

    Comentario por aragonanticatalanista | octubre 23, 2010 | Responder


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: